frutas otoño

Frutas de otoño: Las mejores opciones para consumir esta temporada

Por fin ha llegado el otoño, y con él una serie de deliciosas frutas otoñales. Esta temporada, ¿por qué no probar algo nuevo? Hay muchos tipos de frutas de otoño entre los que elegir, cada uno con su propio conjunto de nutrientes. En este post, exploraremos las mejores opciones de frutas de otoño y hablaremos de los beneficios que aportan. Sigue leyendo para saber más.

Puedes conseguir las frutas de otoño más frescas aquí.

Arándanos

Los arándanos son un tipo de superalimento y están repletos de antioxidantes. También son una buena fuente de fibra, vitamina C y manganeso. Los arándanos tienen un sabor dulce y pueden comerse frescos o utilizarse en numerosas recetas.

Respecto a su valor nutricional, una taza de arándanos (148 gramos) tiene lo siguiente:

– 84 calorías

– 0,74 gramos de proteínas

– 21,45 gramos de hidratos de carbono

– 14,49 gramos de azúcar

Vitamina C: 24% de la ingesta diaria de referencia (IDR)

Manganeso: 36% de la

Fibra: 14% de la IDR

Los arándanos son una fruta versátil y pueden utilizarse en una gran variedad de platos. Pueden añadirse a los copos de avena o al yogur, convertirse en mermelada o simplemente comerse solos como un tentempié saludable.

Frambuesas

Sin duda, una de las frutas de otoño más conocidas. Las frambuesas son una rica fuente de vitaminas, minerales y antioxidantes. También son una buena fuente de fibra y manganeso. Las frambuesas tienen un sabor ligeramente ácido y pueden comerse frescas o utilizarse en numerosas recetas.

Una taza (123 gramos) de frambuesas tiene el siguiente valor nutricional:

– 64 calorías

– 0,78 gramos de proteínas

– 14,69 gramos de hidratos de carbono

Vitamina C: 54% de la IDR

Manganeso: 32% de la IDR

Fibra: 18% de la IDR

Las frambuesas pueden utilizarse en una gran variedad de platos dulces y salados. Se pueden encontrar en una serie de postres, como tartas y pasteles. También pueden utilizarse en una serie de platos salados, como ensaladas y platos principales.

Moras

Al igual que los arándanos, las moras están repletas de antioxidantes. También son una buena fuente de fibra y vitaminas C y K. Las moras tienen un sabor dulce y pueden comerse frescas o utilizarse en numerosas recetas.

Una taza (144 gramos) de moras tiene el siguiente valor nutricional:

– 62 calorías

– 0.74 gramos de proteínas

– 14,74 gramos de hidratos de carbono

Vitamina C: 36% de la IDR

Vitamina K: 32% de la IDR

Fibra: 18% de la IDR

Las moras pueden utilizarse en una gran variedad de platos. Pueden añadirse a los copos de avena o al yogur, convertirse en mermelada o simplemente se come solo como un bocado saludable. ¿Qué te parece esta fruta de otoño?

frutas otoño

Higos

Los higos son una buena fuente de fibra, vitaminas A y K, y minerales como el calcio y el hierro. También contienen una serie de antioxidantes. Los higos tienen un sabor dulce y pueden comerse frescos o utilizarse en numerosas recetas.

Una taza (145 gramos) de higos tiene el siguiente valor nutricional:

– 74 calorías

– 0.75 gramos de proteínas

– 18,73 gramos de hidratos de carbono

Vitamina A: 12% de la CDR

Vitamina K: 16% de la IDR

Calcio: 11% de la IDR

Hierro: 11% de la IDR

Los higos pueden utilizarse en una gran variedad de platos dulces y salados. Pueden encontrarse en una serie de postres, como tartas y pasteles. También pueden utilizarse en una serie de platos salados, como ensaladas y platos principales.

Membrillo

Es una de las frutas de otoño que tiene más divididas las opiniones sobre ella. El membrillo es una buena fuente de fibra, vitaminas C y K, y minerales como el calcio y el hierro. También contiene numerosos antioxidantes. El membrillo tiene un sabor agrio.

Una taza (165 gramos) de membrillo tiene el siguiente valor nutricional:

– 66 calorías

– 0.86 gramos de proteínas

– 17,14 gramos de hidratos de carbono

Vitamina C: 16% de la CDR

Vitamina K: 12% de la IDR

Calcio: 11% de la IDR

Hierro: 11% de la IDR

El membrillo puede utilizarse en una gran variedad de platos dulces y salados. Se puede encontrar en una serie de postres, como tartas y pasteles. También puede utilizarse en una serie de platos salados, como ensaladas y platos principales.

Peras

Las peras son una buena fuente de fibra, vitaminas C y K, y minerales como el calcio y el hierro. También contienen numerosos antioxidantes. Las peras tienen un sabor dulce y pueden comerse frescas o utilizarse en numerosas recetas.

Una taza (165 gramos) de peras tiene el siguiente valor nutricional:

– 66 calorías

– 0.86 gramos de proteínas

– 17,14 gramos de hidratos de carbono

Vitamina C: 16% de la CDR

Vitamina K: 12% de la CDR

Calcio: 11% de la IDR

Hierro: 11% de la IDR

Uvas

Entre las frutas de otoño no pueden faltar. Las uvas son una buena fuente de fibra, vitaminas C y K, y minerales como el calcio y el hierro. También contienen numerosos antioxidantes. Las uvas tienen un sabor dulce.

Una taza (165 gramos) de uvas tiene el siguiente valor nutricional:

– 66 calorías

– 0.86 gramos de proteínas

– 17,14 gramos de hidratos de carbono

Vitamina C: 16% de la CDR

Vitamina K: 12% de la CDR

Calcio: 11% de la IDR

Hierro: 11% de la IDR

Avellanas

Las avellanas son una buena fuente de fibra, vitaminas E y B, y minerales como el magnesio y el fósforo. También contienen numerosos antioxidantes. Las avellanas tienen un sabor dulce.

Una taza (165 gramos) de avellanas tiene el siguiente valor nutricional:

– 66 calorías

– 0,86 gramos de proteínas

– 17.14 gramos de carbohidratos

Vitamina E: 12% de la CDR

Vitamina B: 12% de la CDR

Magnesio 11% de la IDR

Fósforo: 11% de la IDR

frutas otoñales

Granada

Otra de las frutas de otoño más reconocidas. La granada es una buena fuente de fibra, vitaminas C y K, y minerales como el calcio y el hierro. También contiene numerosos antioxidantes. La granada tiene un sabor dulce.

Una taza (165 gramos) de granada tiene el siguiente valor nutricional:

– 66 calorías

– 0,86 gramos de proteínas

– 17,14 gramos de hidratos de carbono

Vitamina C: 16% de la CDR

Vitamina K: 12% de la CDR

Calcio: 11% de la IDR

Hierro: 11% de la IDR

Manzana

Las manzanas son una buena fuente de fibra, vitaminas C y K, y minerales como el calcio y el hierro. También contienen numerosos antioxidantes. Las manzanas tienen un sabor dulce.

150 gramos de manzana tiene el siguiente valor nutricional:

– 66 calorías

– 0,86 gramos de proteínas

– 17,14 gramos de hidratos de carbono

Vitamina C: 16% de la CDR

Vitamina K: 12% de la CDR

Calcio: 11% de la IDR

Hierro: 11% de la IDR

Calabaza

Si piensas en las frutas de otoño, seguramente sea la primera que se te viene a la cabeza. Las calabazas son una buena fuente de fibra, vitaminas A y C, y minerales como el calcio y el hierro. También contienen numerosos antioxidantes. Las calabazas tienen un sabor dulce.

150 gramos de calabaza tiene el siguiente valor nutricional:

– 66 calorías

– 0,86 gramos de proteínas

– 17,14 gramos de hidratos de carbono

Vitamina A: 12% de la CDR

Vitamina C: 16% de la CDR

Ahora ya conoces una gran variedad de frutas de otoño, ¿con cuáles te quedas?

Deja una respuesta